Tecnolo Superior en Análisis e Intervención, en los campos Grupal, Institucional y Comunit

Primera Escuela Privada de Psicología Social
En Buenos Aires

Precio a consultar
¿Preferís llamar ya al centro?
0342-... Ver más
Compará este curso con otros similares
Ver más cursos similares

Información importante

  • Carrera corta
  • Buenos aires
  • Duración:
    4 Años
Descripción

Este plan tiene como objetivo de formación el desarrollo de una capacidad de intervención eficaz en el campo interaccional humano, en ese proceso mutuamente determinante entre mundo interno y mundo externo, entre el sujeto y la complejidad de su contexto vincular, familiar, grupal, institucional y comunitario

Información importante
Sedes

Dónde se enseña y en qué fechas

inicio Ubicación
Consultar
Buenos Aires
24 de noviembre 997 esq. Carlos Calvo 1224, 00000, Buenos Aires, Argentina
Ver mapa

Temario

¿Por qué y para qué en la sociedad actual se necesita un TÉCNICO SUPERIOR EN ANÁLISIS E INTERVENCIÓN GRUPAL, INSTITUCIONAL Y COMUNITARIA?
Toda estructura social se constituye y manifiesta como un entramado de múltiples relaciones y formas organizativas. En ellas se desarrolla la vida de los sujetos. En esta diversidad de formas organizativas los procesos de comunicación y sus alternativas, el surgimiento de conflictos y la necesidad de respuesta a las situaciones de cambio forman parte de la experiencia cotidiana. La complejidad propia de la vida social y las relaciones humanas suele generar obstáculos en el desarrollo de las actividades de los sujetos y el logro de sus objetivos.
Enfrentamos el siglo XXI en un vertiginoso proceso de transformación marcado por crisis de dimensiones internacionales y nacionales que impactan a los sujetos en sus inserciones sociales y en sus marcos referenciales planteándoles nuevas exigencias. Jerarquizaríamos entre ellas una mayor eficacia e instrumentación en el aprendizaje, en particular en el despliegue de aptitudes y actitudes que hacen al trabajo colectivo, el pensamiento autónomo y la gestación de nuevos recursos y modelos de relación y tarea. Crece día a día el conocimiento social de la importancia de las relaciones interpersonales en los procesos de crecimiento en lo comunitario y en el logro de la eficacia en las organizaciones. Se destaca simultáneamente como idea innovadora la promoción del desarrollo de los sujetos y el mejoramiento de la calidad de vida. Todo esto íntimamente vinculado a las características de los vínculos interpersonales, de las formas de organización social, a la relación de los sujetos en sus grupos de pertenencia, familia, trabajo, espacios comunitarios, etc.

Entre los emergentes de estas condiciones históricas se inscribe el diseño social de nuevas funciones y roles. Estos son requeridos hacia una práctica que aporte a la comprensión de la realidad social y su incidencia en los sujetos. Para esto es necesario que se movilicen y sostengan dispositivos adecuados para el reconocimiento de las necesidades, la organización de acciones que impliquen el protagonismo de distintos sectores de la comunidad en la visualización y resolución de sus problemas.
Entre estos roles emergentes, requeridos y en gran medida legitimados por una creciente demanda social producto de la inserción en diversos campos de los egresados de nuestra carrera de Psicología Social (no formal), y la necesidad de una formación incorporada a la educación formal, surge el diseño de la carrera de Técnico en análisis e intervención en los campos grupal, institucional y comunitario, con la especialidad en Psicología Social.
La tarea de un técnico experto en interacción se hace necesaria ya que su labor apunta -desde una disciplina científica- a potenciar la acción y la producción creativa de las personas reunidas en diferentes ámbitos y organizaciones ya sea en el área laboral, de la salud, de la educación, el tiempo libre, en síntesis, en todos los ámbitos en que se despliega la actividad humana. Con este fin trabaja -mediante técnicas específicas- en:
El esclarecimiento de los objetivos propuestos.
La selección y articulación de las acciones necesarias para su logro.
El reconocimiento de obstáculos y su resolución, operando sobre las problemáticas relacionales y de tarea.
Queda así definida su pertinencia en el campo de la promoción social.
Entendemos por promoción social el favorecer el desarrollo de capacidades y recursos que el ser humano posee.
La tarea del Técnico cuya formación proponemos aporta así al mejoramiento de vida al estimular el aprendizaje y la creatividad y promover el protagonismo de los sujetos.

Objetivos del plan de formación.
Este plan tiene como objetivo de formación el desarrollo de una capacidad de intervención eficaz en el campo interaccional humano, en ese proceso mutuamente determinante entre mundo interno y mundo externo, entre el sujeto y la complejidad de su contexto vincular, familiar, grupal, institucional y comunitario.
La construcción del rol, el logro de esa capacidad de intervención operativa en el campo de las interacciones implica el trabajo de un repertorio teórico-metodológico, ESQUEMA CONCEPTUAL, REFERENCIAL Y OPERATIVO ( ECRO) que define el campo de acción y permite el conocimiento de su estructura.
Este Técnico, en tanto especialista en el análisis e intervención en procesos interaccionales, relacionales, puede operar en muy diversos ámbitos y situaciones. Su participación puede ser requerida tanto para la planificación de nuevos asentamientos poblacionales, como para el análisis de la relación entre diversas organizaciones de la comunidad: instituciones educativas, de trabajo, centros vecinales, de salud, deportivas, etc.
Los egresados trabajan, entre otras tareas, en la prevención de Violencia familiar; conducción y organización de menores abandonados; formación de agentes comunitarios; alfabetizadores; asesoramiento y supervisión en escuelas primarias y secundarias, con docentes, directores, alumnos y padres; en el Poder Judicial; en situaciones de emergencia social como fueron la Guerra de Malvinas, el terremoto de Mendoza, la hiperinflación, el atentado a la AMIA.
Estas experiencias, que reflejan sólo parcialmente la multiplicidad de acciones educativas y de participación social en que este técnico puede desempeñarse eficazmente, contribuyen a definir el perfil de este rol y a justificar su necesidad, que va adquiriendo progresivamente un reconocimiento, una representación para los integrantes de un orden social, quienes desde allí lo hacen destinatario de su demanda.

Objetivos del análisis y la intervención.
La intervención de los Técnicos en análisis e intervención en los campos grupal, institucional y comunitario apunta a resolver las problemáticas vinculares y comunicacionales en grupos, equipos e instituciones aportando con ello a la calidad de vida y al desarrollo de la creatividad humana en los grupos y las instituciones que albergan a nuestra población cotidianamente en el campo de la educación, el trabajo, la acción social, el tiempo libre, etc.

PERFIL DEL EGRESADO

El perfil del técnico superior incluye las habilidades, funciones y tareas que corresponden al Técnico en procesos comunicacionales y trabajo grupal y requiere además el desarrollo de las siguientes capacidades:
Realizar análisis e intervención en procesos interaccionales desde una óptica que abarca procesos concientes e inconcientes y su interjuego, los determinantes psíquicos y sociales y la determinación de los mismos en estos procesos.
Acompañar en el esclarecimiento de las necesidades de los sujetos en un grupo u organización tendientes a la elaboración de la tarea propuesta y ser sostén de las vicisitudes de toma de contacto de las situaciones problemáticas.
Desarrollar una actitud que le permita una función analizante e interpretativa y una operación coherente con la misma. Esto implica un nivel de comprensión entre la dialéctica mundo interno-mundo externo, entre los sujetos y la situación interaccional.
Realizar investigaciones, análisis de situación y evaluación diagnóstica de recursos que varían según el campo.
Desarrollar la capacidad de iniciativa y de gestión de proyectos sociales que respondan a las necesidades concretas de su entorno en ámbitos institucionales y comunitarios.
Trabajar en términos de diagnóstico e intervención psicosocial desde el eje de desarrollo social y de promoción de calidad de vida en ámbitos interaccionales. Esto implica investigación, análisis de la situación, identificación de necesidades, conflicto y recursos.
Desarrollar tareas de gestión conjunta: aportar a que los recursos de gestión social según el campo de trabajo sean aprehendidos, apropiados, tomados como propios por los actores sociales y queden instalados en la institución y/o la comunidad.
Lograr implementar la transferencia de recursos operativos.
Desarrollar la capacidad de inserción y de organización de equipos interdisciplinarios, tanto para de desarrollo social y prevención como las de intervención en situaciones conflictivas.

Compará este curso con otros similares
Ver más cursos similares